En los bosques tropicales de Vietnam, se descubrió un nuevo tipo de serpiente iridiscente que podría ser una clave evolutiva.

Los ecosistemas tropicales que se recubren toda la extensión de Vietnam son hogar de una gran diversidad de especies vegetales y animales. Es una región del planeta rica en recursos naturales, particularmente a raíz de las formaciones rocosas kársticas, a través de las cuales se abren paso ríos, bahías y valles. Ahí habita la Achalinus zugorum, una serpiente iridiscente que ha picado la curiosidad de la comunidad científica.

De acuerdo con Erin Malsbury, corresponsal en la sección de Ciencia de Smithsonian Magazine, en la zona norte de Vietnam se concentran varias especies endémicas únicas de la zona. Por esta razón, ha sido motivo de investigaciones de diversos equipos de científicos en el mundo.

Una desviación en el camino evolutivo

Recientemente, la revista científica Copeia publicó un estudio realizado por investigadores del Museo Nacional de Historia Natural del Instituto Smithsoniano, en colaboración con el Instituto de Ecología y Recursos Biológicos de la Academia de Ciencia y Tecnología de Vietnam. En éste, se describe una nueva especie de serpiente descubierta en la provincia de Ha Giang.

Esta especie pertenece a un género raro de serpientes excavadoras únicas por el color iridiscente de sus escamas. Se sabe que se ramificaron del árbol evolutivo antes que la mayoría de los otros grupos, por lo que se ven y comportan diferente a muchas otras víboras.

Este grupo de científicos nombró la nueva especie Achalinus zugorum, en honor a la pareja de curadores retirados de reptiles y anfibios del Smithsonian, George y Patricia Zug. Se piensa que, debido a sus desviaciones evolutivas, podría dar mucha información sobre el futuro de las serpientes en general.

¿Qué aportaciones tiene este descubrimiento?

El equipo de investigación llegó a esta provincia del norte en 2019 para realizar trabajo de campo. Con respecto al esfuerzo descomunal que representó el viaje, Aryeh Miller, herpetólog especialista en genómica del Smithsonian, destacó lo siguiente:

“CUANDO VES QUE APARECEN ESTAS DESCRIPCIONES DE ESPECIES, PARECEN UNA PIEZA MUY PEQUEÑA DEL ROMPECABEZAS. PERO CUANDO TODO EL MUNDO TRABAJA EN ESTOS PROYECTOS MÁS PEQUEÑOS, SE FACILITAN GRANDES ESTUDIOS MACROEVOLUTIVOS SOBRE LA EVOLUCIÓN DE LA VIDA”.

Todavía no se sabe mucho sobre el comportamiento de la serpiente. Sin embargo, sus características físicas han maravillado al equipo: el patrón de escamas único, la coloración oscura e iridiscente, y la ausencia de fotorreceptores de luz en los ojos sugieren que prefiere la vida bajo tierra.

Este estilo de vida subterráneo hace que estas serpientes sean particularmente difíciles de encontrar, incluso para los científicos con amplia trayectoria en este terreno. Sin embargo, todavía hay mucho trabajo por hacer para determinar qué tanto puede revelar la esta especie sobre el camino evolutivo de sus demás parientes.

                   La provincia norte de Vietnam es hogar para una gran diversidad de especies