Por Vesismin Health

En los últimos años se ha discutido mucho sobre las divergencias entre los criterios para la desinfección de superficies hospitalarias en Estados Unidos y en Alemania.

Mientras en USA se recomendaba la desinfección de superficies ambientales, incluso no críticas, en Alemania se publicaban artículos que llegaban a considerar tales prácticas como gastos superfluos. La realidad es que Alemania y Austria registraron el mayor crecimiento europeo en las tasas de SARM (Staphylococcus aureus resistente a meticilina) entre 1999 y 2002 (European Antibiotic Resistance Surveillance St

 

udy, EARSS).

En años posteriores esta postura cambió y se publicaron en Alemania varios documentos en los que la desinfección de superficies hospitalarias era considerada con mayor seriedad. Si queréis saber más os recomendamos las publicaciones de la Comisión para la Higiene y Prevención de Infecciones en Hospitales del Robert Koch Institute (RKI), y del Dr. Exner.

Hace sólo unos meses, GMS Hygiene and Infection Control, la revista de la Comisión del RKI, publicó un documento de consenso europeo, resultado del trabajo de la Fundación Rudolf Schuelke, del cual os ofrecemos un resumen a continuación.

Aunque la importancia de la desinfección de superficies goza de una aceptación creciente, hay aún algunas cuestiones pendientes de clarificación:

LA EVIDENCIA DEL PAPEL DE LAS SUPERFICIES EN LA TRANSMISIÓN DE INFECCIONES NOSOCOMIALES
  1. La diseminación de microorganismos en el entorno de los pacientes o en superficies de contacto habitual del personal

    Maid Msanitario es conocida y particularmente importante en el caso de infecciones de tracto respiratorio y diarreas.

  2. ops the Floor by a Hospital Bed

  3. Algunos microorganismos responsables de infecciones nosocomiales pueden persistir durante semanas o incluso meses en el ambiente.
  4. Los niveles de contaminación de las superficies son menores que sobre piel o heces, aún así su capacidad de transmisión está ampliamente demostrada.
  5. Aunque el riesgo de transmisión depende de la dosis infecciosa, hay casos como los Norovirus en que una sola partícula puede bastar.
  6. Está comprobado el incremento del riesgo de infección en pacientes que ocupan habitaciones que previamente albergaron infecciones.
  7. Las mejoras en higiene reducen las tasas de Infecciones Nosocomiales. Esto ha quedado claramentedemostrado con la introducción de toallitas esporicidascontra CD.