Por Esinal Ediciones

Un estudio ha demostrado que su diseño es crucial para evitar que se rompa y que la red se deforma más cuando se daña un filamento radial. Estas redes pueden resistir gotas de lluvia y fuertes vientos

Los investigadores han admirado durante mucho tiempo la increíble resistencia de la tela de araña. Pero la robustez de sus diminutos filamentos no puede explicar, por sí sola, cómo sobrevive a las gotas de lluvia o a los vientos huracanados, entre otras amenazas.

Ahora, un estudio que combina las observaciones experimentales de las telas de araña con simulaciones complejas por ordenador, ha demostrado que la durabilidad de la tela no solo depende de la fuerza de la seda, sino que su diseño es crucial para evitar que se rompa…………………………….

El resto del articulo se publicara en el numero 68 de la Revista en formato papel de Plagas Urbanas